El buen tiempo y el mal tiempo están dentro de nosotros, no fuera.